sábado, 25 de noviembre de 2006

¿Porqué Leer?


¿Porqué leer?...Parece una pregunta tan obvia, como preguntar porqué comer. Sin embargo las estadísticas demuestran que cada vez hay menos lectores.
Como escritora, siempre me he formulado las preguntas más egocéntricas: ¿Porqué escribir? ¿Tengo algo realmente importante que decir que sea también importante para alguien más?Pero pocas veces me he puesto en los zapatos de un lector (a pesar de considerarme uno).
El motor de un escritor puede ser sus ganas de decir algo y tal vez ganar dinero con eso, pero ¿Cuál es el motor de un lector?, es decir ¿Porqué leemos? y si no lo hacemos ¿Porqué deberíamos hacerlo?

Clickeá y Continuá Leyendo>>>


Cuando fuimos chicos hemos escuchado hasta el hartazgo éstas tres palabras “Tenés que leer”, y a mí, por lo menos, jamás me dieron un porqué válido para hacerlo. Sin embargo, esa falta de respuestas no ha sido un impedimento para que hoy día sea una persona con un acopio de más de trescientos libros en diversas lenguas…¿Me convierte eso en una asidua lectora? NO, mas bien me convierte en una asidua coleccionista, ya que apenas he leído tres de esos libros…como mucho!
Así que…¿Porqué leer? Bueno, como lectora de tres libros no creo tener la autoridad para responder esa pregunta.
Como escritora novata, aterrada por la idea de nunca ser leída, voy a responder que al menos hay que leer porque sí!
Pero como persona con ganas de crecer y hacer algo importante, digo que hay que leer porque la información es valiosa materia prima para cualquier empresa que tengamos en la vida y además, ó mejor dicho, fundamentalmente, la información es vital para nuestra supervivencia. Un claro y estúpido ejemplo de esto es que si no leyéramos la fecha de vencimiento de los comestibles, podríamos morir intoxicados si estuviera vencida.

La interpretación de la palabra escrita es tan solo una de las diversas formas de lectura. Leemos con los cinco sentidos, cuando vemos una película, cuando comemos, hasta cuando nos da comezón en la barbilla.
Nuestro cerebro está pidiendo información todo el tiempo, así que, queramos o no, somos lectores innatos.
La diferencia entre la lectura de lo escrito y todas las otras formas de lectura, es que, ésta última se produce de manera natural y casi inconsciente. En cambio la primera depende explícitamente de la decisión de hacerlo y ésta, a su vez, depende de tener una razón para decidirse.

He conocido unas cuantas personas en mi vida, muchas de ellas me han confesado con aguerrido convencimiento su desprecio por la lectura y muchas otras se jactaron de ser soberanos lectores. En cuanto a éste último grupo, pienso que no por mucho leer te conviertes en lector, de hecho es más probable que te conviertas en computadora, ya que todo lo que estarías haciendo es acumular una cierta cantidad de datos y funcionar en base a eso.
Lector es el que lee un libro y te lo cuenta como si él mismo lo hubiera escrito y hasta le modifica el contenido “a gusto y piacere”. Pero ante todo y por sobre todas las cosas, lector es el que lee el mundo con el cuerpo y con el alma, con la vida misma. Lector es el que te escucha con la mente y te responde con la mirada.
Me fascinan las personas que no agarran un libro ni para guardar pétalos ó que no tocan el diario para no mancharse los dedos y ni siquiera envían e-mails para no tener que leer las respuestas, pero, sin embargo, saben exactamente a qué hora va a llover por el olor del viento.
Hay otras personas, en cambio, que les preguntas dónde quedan las Islas Marianas y te dicen hasta las coordenadas marítimas para llegar en buque, pero luego les preguntas ¿Qué pesa más, un kilo de plomo ó un kilo de algodón? Y te responden “un kilo de plomo”.

Aún así, y a pesar de que convertirnos en soberanos lectores, la mayoría de las veces no nos ayuda a resolver nuestros problemas, ya que leyendo aprendemos mucho, pero casi nunca aprendemos a usar esa información.
Y a pesar de que, tal vez, no seamos “lectores del mundo” y que sigamos creyendo que un kilo de plomo pesa más que un kilo de algodón. Yo creo que hay que leer!
Es matemático, pues tenemos más razones para leer que para no hacerlo, ya que siempre que tengamos información, contamos con ventaja.

Internet, palabra que amo por cierto, ha transformado a la lectura en una parodia aterradora, por lo menos para mi gusto.
Por un lado, internet nos obliga a leer, ya que casi toda la información que circula por la red es transmitida de manera escrita; sin mencionar el chat, que de repente ha logrado que leer y escribir haya sido nuestra actividad favorita aunque sea por un momento. Por otro lado, el exceso de información que nos brinda internet es agotador, nos apabulla y nos mortifica y hace que cada vez queramos menos. Ahora queremos noticias cortas, e-mails cortos y hasta saludos más cortos de lo que son!
En salas de chat de habla inglesa, preguntas como ¿Qué edad tenés? ¿Sos hombre ó mujer? y ¿De dónde sos? Se resumen en tan solo tres letras…Sí TRES!: ASL cuyo significado es Age Sex Locality, o sea, Edad Sexo y Localidad. A lo que si uno responde, por ejemplo: 32 m UK, está dieciendo que es un hombre de 32 años de edad, residiendo en el Reino Unido.
Es casi inaceptable, me repugna la idea de comunicarme con abreviaturas existiendo palabras tan lindas para usar como “Internet”.

De todas maneras, abreviado o no, mi consuelo es que gracias a la red estamos leyendo más, al menos más que en los años 90s. Ya no decimos “lo escuché en la radio” o “lo ví en la tele”, ahora la frase de moda es “lo leí en internet”. El problema es que las modas pasan y la pregunta es ¿Cuánto tiempo más va a durar ésta moda? Ya que internet se está volviendo cada día más multimedia y en un futuro bastante presente, las frases de moda van a ser “lo vi ó lo escuché en Internet”.
Mientras tanto…mientras la única manera de leer un libro sea leyéndolo; mientras los diarios se sigan editando ( y si te mancha los dedos y eso te molesta, lee la edición digital); mientras los alimentos sigan viniendo en envases dónde esté indicada la fecha de vencimiento…Tenés que Leer!¿Porqué leer?...¿Porqué no?

6 comentarios:

Karina dijo...

Muy bueno era hora de que comiences a explorar con tu pluma pesada.Quiero más!!

Melisa Escalante dijo...

Gracias Karina (mi fiel lectora). Si querés más como decís, te garantizo que tendrás mucho más!
Saludos!

cele dijo...

Hola Meli: Se me hizo tarde y solo alcancé a leer este primer post. La verdad me re alegra que te hayas largado a escribir algo así, con un estilo en el que se nota que te manejas como pez en el agua. Concuerdo en todo con vos, Por qué leer? Por qué no? Esa frase fue buenísima. Voy a promocionar tu blog entre mis amigos, me gustó muchísimo este post. Un abrazo. Yo

Melisa Escalante dijo...

Cele...Maestra!!! Eso de "como pez en el agua" viniendo de vos, para mi es todo un halago. Gracias por tomarte el tiempo de leer y sobre todo de comentar porque, como te dije, necesitaba la opinión de un profesional. En cuanto a eso que decís de promocionar mi blog...pues estaré más que felíz si de verdad tenés ganas de hacerlo!!!

Nos leemos!!!
Saludos a todos!

Fabián dijo...

Por lo que a mi respecta lo que acabo de leer es un poco disperso pero objetivo,y por otra parte pienso que tenemos que leer por la sencilla razon de que la mayoria de lo que esta esta escrito es experiencias de vida y conocimiento de otras personas lo cual te simplifica la vida ya que seria casi imposible deslizarnos por la vida si el conocimiento escrito,desde ya que para comer dormir y procrearnos no es necesario saber leer "eso si vivis en la selva pero en el mundo moderno cada vez es mas dificil.¿porque leer? porque tenes que sobrevivir.

Melisa Escalante dijo...

Gracias Fabián por tu aporte!